domingo, 13 de enero de 2008

OTRA INFAMIA: PIERINA NO COMPRÓ EL CARRO.

los hechos:

1. el semanario líderes, de el comercio, publicó el pasado lunes 07 de enero que pierina correa había comprado un automóvil de u.s.$57,000 al contado en diciembre de 2007.

2. el jueves 10 de enero, apareció en el universo un remitido pagado, pero sin firma de responsabilidad, en que se hacía mención de la referida noticia de líderes y se le añadía que la compra se dio a finales de 2007 para no pagar el nuevo ice para automóviles de lujo. cerraba con una imprecación al sri sobre el presunto entuerto.

3. durante jueves 10 y viernes 11 circuló amplia y organizadamente por internet el remitido antes mencionado.

la verdad:

pierina correa no ha comprado ningún carro. punto. el resto es infamia, mentira, rumores tendenciosos, maledicencia, campaña sistemática para desacreditar al régimen.

el comercio reconoce que hizo mal y que el rumor es infundado en: http://www.elcomercio.com/solo_texto_search.asp?id_noticia=106225&anio=2008&mes=1&dia=11

el universo (actual relacionista público de nebot) lo hace muy tibiamente en: http://www.eluniverso.com/2008/01/12/0001/8/13C3839D1CB841C48461AFFADA8ADF18.aspx

las noticias fueron contundentes, las aclaraciones tibias. por internet no hay campaña de aclaración y el daño ya se hizo con saña, con premeditación, con maldad. estas líneas pretenden recordar a diógenes y su búsqueda de la verdad: pierina no compró el carro.

¿cuántas otras "noticias" serán infundadas o manipuladas para hacernos creer, temer y repetir falsedades?

no comamos cuentos. desconfiemos de los medios. desconfiemos mucho.

1 comentario:

  1. Es muy sabio desconfiar de los medios, sin embargo muchas veces nuestras inclinaciones hacia uno u otro lado hacen que desconfiemos sólo de las noticias que nos resultan adversas a lo que creemos. Esa correción puede ser debido a aquellas famosas presiones del gobierno, las cuales me parecen plausible después del arresto de aquel ciudadano que insultó al presidente. En todo caso, dudemos sí, pero dudemos también del lado que creemos que es el correcto, pues también podemos estar equivocándonos horriblemente

    ResponderEliminar